Cómo ahorrar dinero en Navidad

884

La temporada navideña puede resultar dolorosamente cara, entre regalos y otros gastos (comida, bebida, aperitivos, alojamiento, viajes, etc.) se nos puede ir una gran cantidad de dinero.

Hay tantas maneras de gastar dinero como de ahorrarlo en estas fechas. Aquí te mostramos algunos consejos para ahorrar dinero en las próximas navidades, desglosadas en 3 categorías diferentes (viajes, comida y regalos).

Viajes y alojamiento

Buscar fechas alternativas

En lugar de celebrar estas navidades con un viaje con la familia o con los amigos, lo mejor que podemos hacer es hablar con ellos y tratar de modificar las fechas del viaje para unos días antes o después. Si lo hacemos, podremos conseguir unos billetes de avión mucho más económicos.

Podemos probar diferentes sitios web en los que comprar y comparar los precios de los vuelos. Tendremos que estudiar los diferentes escenarios y elegir la combinación que mejor se adapte a nuestro bolsillo sin tener que empezar el nuevo año en números rojos.

Utiliza servicios de transporte en vez de facturar el equipaje

En lugar de pagar los excesos en el peso de nuestro equipaje a precio de oro, lo recomendable es contratar un servicio de transporte para enviar nuestras cosas al destino al que vayamos. Una caja grande con ropa y con los regalos en el interior se pueden enviar de forma relativamente barata si lo comparamos con el precio que tendríamos que pagar en el aeropuerto.

Solamente necesitaremos llevar en el avión nuestro equipaje de mano y no tendremos que llegar con mucha antelación al aeropuerto para facturar.

Revisa las presiones de los neumáticos

Si nos desplazamos por carretera es lo primero que tendremos que hacer. La mayoría de las estaciones de servicio nos permiten realizar esto de forma gratuita. Cada tipo de automóvil tiene unas presiones recomendadas por el fabricante y que vienen reflejadas en el manual del coche.

Estableciendo las presiones correctas estaremos ahorrando una buena cantidad de dinero, ya que estaremos reduciendo el consumo de combustible. Cuanto mayor sea la distancia de nuestro viaje, más ahorro conseguiremos. Además, reduciremos la posibilidad de sufrir un reventón en la carretera.

Lleva comida de casa

La comida hecha en casa es más barata que la que podemos comer en un restaurante que encontremos por el camino. Si viajamos con toda la familia y el viaje es largo tendremos que parar a comer. Si queremos ahorrar, tanto a la ida como a la vuelta, podremos llevar la comida preparada de casa y comer por el camino. De esta manera podemos comer algo rápido, sano y barato.

Planifica el abastecimiento de combustible

Nuestro bolsillo lo notará. Antes de salir podemos ver qué gasolineras son más baratas a lo largo del trayecto y parar a repostar en ellas. La diferencia en precios puede ser considerable a la hora de llenar el depósito.

Hoy en día existe aplicaciones de móviles o páginas web que nos simplifican bastante esta tarea y en poco tiempo sabremos en qué gasolineras nos compensa repostar.

Comida

Repartir los elementos de la comida

Si en estas fechas la familia se reúne en casa de un familiar para cenar, una forma de ahorrar dinero es que cada invitado lleve algo de la comida. De esta manera el anfitrión no tiene que correr con todos los gastos. Un familiar puede llevar el postre, otro el vino, etc. También podemos hacer esto con todos los elementos decorativos que se pongan en la cena.

Compra la comida con antelación

Está claro que cuando se acerca la navidades ciertos tipos de alimentos incrementan su precio de manera increíble. Muchos alcanzan precios prohibitivos.

Si dejamos para última hora la adquisición de estos productos, veremos como nuestros bolsillos sufren. La diferencia de comprar unos días antes la comida puede ser muy importante.

Para evitarlo, podemos comprarla con antelación y congelarla o bien podremos encargar los alimentos con antelación y dejarlo pagado a precio de hoy anticipándonos a las subidas de precios de última hora.

Planifica la cantidad de comida que necesitarás

Un error común es no llevar a cabo la planificación adecuada de la cantidad de comida que vamos a consumir en este tipo de días festivos. Lo normal es que sobre comida. Si queremos gastar lo justo, hacer una pequeña estimación contribuirá a que ahorremos dinero y a que no desperdiciemos comida.

Regalos

Realizar un intercambio de regalos

No hay necesidad de que cada persona compre regalos para todos los demás miembros de la familia. Una buena forma de conseguir un menor gasto de dinero es hablar con ellos y llegar a un acuerdo de que cada persona regale solo a un familiar, es decir, un regalo para cada uno. Se puede sortear quien regala a quien para aclarar el reparto de los presentes. Ahorraremos tiempo y dinero.

Crea un presupuesto

Piensa en la cantidad que quieres gastar en cada regalo y no te muevas de esa cantidad. Esto puede significar que no podemos comprar el regalo “perfecto”. Pero es algo que hará que nos estrujemos la cabeza en búsqueda de un buen regalo que se adapte a nuestro presupuesto.

Hacer un presupuesto nos permitirá tener un mayor control de lo que vamos a gastar y evitará que acabemos con nuestra tarjeta de crédito a cero.

Haz tú mismo los regalos

Hoy en día existen numerosas webs que te muestran cómo crear diferentes cosas tú mismo. Desde colgantes, pulseras, camisetas, etc. Podemos dejar volar nuestra imaginación e intentar hacer los regalos nosotros mismos. Con esta opción podemos crear regalos únicos y originales a bajo coste. Todo lo que necesitas es pensar lo que vas a hacer.

Compra los regalos con antelación

Sin duda es de los mejores consejos. Si compramos los regalos con antelación el ahorro va a ser muy importante. Podemos aprovechar los períodos de rebajas, o las ofertas que haya durante el año.

Si recurrimos a esto, tendremos que tener cuidado del tipo de regalo que realizamos debido a que en ocasiones tendremos que cambiar el regalo y si ha pasado demasiado tiempo desde que lo hemos comprado, el que lo reciba no podrá cambiarlo.