¿Qué son los fondos garantizados?

860

Este tipo de fondos de inversión te aseguran que tendrás, en una fecha determinada, la cantidad inicial invertida como mínimo. A veces también ofrecen una cierta rentabilidad asegurada.

¿Qué debemos conocer de los fondos garantizados?

La fecha de vencimiento de la garantía: Es la fecha en la que se asegura que las participaciones del fondo alcanzarán un determinado valor liquidativo. Sólo tienen derecho a la garantía los partícipes que mantengan su inversión hasta la fecha de vencimiento, por lo que si se reembolsa antes de ese momento podremos sufrir pérdidas.

El garante: Es una especie de “asegurador” que trata de garantizar y aportar la cantidad que sea necesaria para que el partícipe del fondo mantenga la inversión que ha hecho si no se alcanza el valor liquidativo que se ha garantizado. En este sentido podemos hablar de garantías internas y garantías externas. Todo depende de a quien se le entregue el importe, si se le entrega al fondo estaríamos ante una garantía interna y si se le entrega al partícipe será externa.

El período de comercialización: Es el periodo durante el que se pueden adquirir participaciones de los fondos garantizados sin pagar comisiónes de suscripción (que en otros momentos puede llegar al 5% de lo invertido)

Las ventanas de liquidez: Algunos fondos garantizados establecen fechas predeterminadas, en las que el partícipe puede reembolsar total o parcialmente sin pagar la comisión de reembolso (que en otros momentos puede alcanzar el 5% del importe reembolsado). Para ello es necesario respetar los plazos de preaviso recogidos en el folleto. Dado que estos reembolsos se realizan al valor liquidativo de la fecha, la garantía no es aplicable, por lo que es posible registrar pérdidas.

¿Qué tipos de fondos garantizados podemos encontrarnos?

Podemos encontrarnos dos tipos :

De renta fija: En la fecha de vencimiento de la garantía no sólo aseguran la conservación del capital inicial, sino también una rentabilidad fija y predeterminada (que se indica en el folleto del fondo en términos de interés anual, TAE)

De renta variable: Sólo aseguran la inversión inicial, en la fecha de vencimiento de la garantía. Además ofrecen la posibilidad de obtener una rentabilidad vinculada al comportamiento de diversos activos financieros o índices. Debemos tener en cuenta que si la evolución de estos índices no es buena podemos encontrarnos en la situación de no tener rentabilidad alguna.

Cosas a considerar si contratamos fondos garantizados

  • Generalmente, no aseguran la inversión en todo momento, sino sólo en una fecha determinada: la de vencimiento de la garantía
  • No todos aseguran la obtención de rendimientos.
  • Si optamos por este tipo de productos financieros, es conveniente que invirtamos durante el periodo de comercialización y que, si lo deseamos reembolsar, lo hagamos en el plazo previsto después del vencimiento de la garantía.Esto se debe a que para limitar la entrada y salida de los partícipes en el fondo se aplican, por efectuar reembolsos y suscripciones, comisiones altas.
  • Los reembolsos realizados en una ventana de liquidez no se benefician de la garantía, por lo que aunque estén exentos de comisión de reembolso pueden acarrear pérdidas.
  • Es fundamental leer y comprender lo que ponga el folleto con la información relevante del fondo. Tendremos que ver cuáles son sus características y condiciones, así como los costes asociados y cualquier tipo de penalización que podamos sufrir. Esta consulta debe ser habitual, tanto antes de realizar la inversión como una vez que se tiene la condición de partícipe.
  • También debemos revisar con atención la información que nos envíe la entidad sobre el vencimiento y condiciones de renovación de la garantía.