Pasos para que tu pyme de el salto a internet

Pasos para que tu pyme de el salto a internet

3717

La venta online ha abierto la posibilidad de iniciar nuevos negocios que no existían anteriormente. Además los negocios tradicionales también han podido implementar las ventajas que proporciona Internet en su modelo de empresa, incluso hay empresas tradicionales que han pasado a estar exclusivamente en la red.

Dar el paso para montar un negocio en Internet no es fácil y no significa que podamos desechar áreas habituales en todas las empresas como pueda ser la contabilidad, manejo de cash-flow, la comercialización o la promoción y marketing de nuestro negocio por ejemplo.

Los pasos que debemos seguir para empezar con buen pie nuestro negocio online serán los siguientes:

Crear un business plan o plan de negocios

Un plan detallado es fundamental, será la piedra angular de tu empresa. No solo nos va a ayudar a llevar a cabo la planificación financiera en los primeros años de funcionamiento, sino que también nos permitirá establecer unas guías y objetivos a largo plazo. En él desarrollaremos y articularemos todas las partes de nuestro negocio.

Registrar el nombre de la empresa

Tendremos que elegir y registrar el nombre de nuestra empresa. Antes de nada hay que asegurarse de que el nombre que registremos no esté ocupado por otra empresa o marca. Además hay que elegir la forma jurídica que tendrá la empresa. En el portal pyme del ministerio de industria y de la pequeña y mediana empresa podremos consultar las formas jurídicas disponibles y podremos ver las características de cada una.

Desarrollar tu web online

Tu web va a ser lo primero que encuentren tus potenciales clientes sobre tu empresa, por eso es importante desarrollar una imagen de marca diferenciada y un diseño funcional para nuestros usuarios. Depende del presupuesto que tengamos podremos acudir a una empresa especializada para crear nuestro sitio web o bien, si no tenemos demasiado dinero, podemos desarrollar nuestro sitio a base de plantillas prediseñadas.

La ventaja e inconvenientes de elegir un modo u otro es algo a tener en cuenta. Si por ejemplo nuestro presupuesto es escaso, lo normal será recurrir a plantillas para nuestra web y a medida que vayamos creciendo podremos contratar el servicio de alguna empresa para que desarrolle una web personalizada que permita reflejar la diferenciación de nuestro negocio.

Crear un plan de marketing

Tendremos que dar a conocer nuestro negocio. Las posibilidades que ofrece Internet son numerosas y podemos llegar a gran cantidad de gente con un presupuesto reducido. Dentro del plan de marketing tendremos que hacer sitio al SEO (Search Engine Optimization), SEM (Search Engine Marketing) y SMO (Social Media Optimization).

Elegiremos qué canales vamos a explotar y estudiaremos en qué medios sociales queremos estar en función de nuestro público objetivo, no solo en las redes sociales más populares, sino que existen redes especializadas que pueden ser de nuestro interés. Habrá que definir el tipo de campañas que vamos a lanzar y tendremos que configurarlas y optimizarlas.

Medir los resultados

Por último, es fundamental medir los resultados de lo que estamos haciendo, ya sean de las campañas que llevamos a cabo o de las acciones que hagamos en nuestro sitio web. Muchas empresas pequeñas se olvidan de esta parte, pero medir los resultados nos aporta muchos datos sobre el comportamiento de nuestros consumidores, datos que podremos usar en beneficio de nuestra empresa si sabemos explotarlos.