Posicionamiento en buscadores: 5 Preguntas típicas que te harán

1043

¿Cómo puedo alcanzar la primera posición en los resultados de búsqueda en Google y Bing? Esta es la pregunta más frecuente que suelen hacer los dueños de negocios. Por desgracia, no se puede responder fácilmente a esta pregunta ya que depende de bastantes factores y algunos no están en nuestra mano para cambiarlos.

La creación y la implementación de una estrategia de posicionamiento en buscadores requiere una cantidad significativa de esfuerzo y de colaboración por parte de todos los departamentos de una empresa. En esta entrada veremos 5 preguntas comunes que suelen hacer las empresas a la hora de mejorar su posición en los SERPs (Search Engine Results Pages).

¿Por qué tengo que escribir contenido único?

Esto puede ser algo similar a como cuando íbamos a la escuela y el de al lado nos copiaba y sin esfuerzo sacaba la misma nota que nosotros. Esto es lo que quieren evitar los motores de búsqueda. Éstos intentan rastrear todas las formas de contenido (vídeo, texto, imágenes, etc.), luego lo comparan con el contenido que encuentran en otros lugares comprobando que sea contenido de calidad y después lo clasifican.

Está claro que intervienen más factores a la hora de que el buscador te asigne una posición en los resultados de búsqueda (experiencia de usuario, velocidad de carga, enlaces entrantes y salientes, etc.), pero en cuanto al contenido duplicado podríamos simplificarlo de esa manera.

Siguiendo con el ejemplo de la escuela, Google o Bing, serían los profesores. Si te cogen copiando o haciendo trampas para sacar una mejor nota (posicionar tu sitio) te castigarán enviándote a los últimos puestos de sus resultados.

Lo que buscan los motores de búsqueda a la hora de actualizar sus algoritmos es mejorar el proceso de detección de las “trampas”, en este caso contenido duplicado.

Para evitar esto y mejorar nuestro posicionamiento en los buscadores es crear contenido único y de calidad que aporten valor al usuario.

¿Algunas cosas son más importantes que otras a la hora de optimizar mi web?

La respuesta a esta pregunta es sí. Si quieres obtener una lista con los elementos más importantes a la hora de optimizar un sitio web simplemente tienes que acceder a las recomendaciones que ofrece el motor de búsqueda, en este caso Google. También podemos encontrar “chuletas” que nos puede servir como guía para mejorar nuestro sitio. A continuación os dejo un PDF con una de estas chuletas que han creado en moz.com.

Sin duda el factor más importante es el contenido de tu sitio ya que muchos de los otros factores giran o están relacionados con él. Por lo tanto, tu estrategia de contenido debe ser algo muy a tener en cuenta. Debes seleccionar el público objetivo, buscar las palabras claves a utilizar, etc. Este debe ser el primer paso que dar en toda optimización.

También tienes que pensar la manera en la que tu contenido se muestre lo más claro posible para los motores de búsqueda. Es decir, hacer que los “rastreadores” de los buscadores entiendan mejor el código que rastrean (ellos no ven la web como nosotros). Por ejemplo las marcas semánticas están convirtiéndose en un factor importante en el SEO (Search Engine Optimization) actual. Incorporar este tipo de marcado a tu sitio puede darte un pequeño salto en los resultados del  buscador. También tenemos otro tipo de marcado como puedan ser los datos estructurados o el marcado de autoría. Todos estos factores están convirtiéndose en un factor diferencial en un mercado tan competitivo como es la lucha por un puesto en los buscadores.

¿Cómo mido mis resultados y su evolución?

Si no pudiéramos seguir los progresos de nuestra labor de optimización y saber cómo funciona cada mejora que implementemos, el trabajo sería mucho más complicado.

Lo bueno es que cada vez hay más herramientas que nos permiten medir y cuantificar nuestros progresos de las mejoras que hagamos.

Las herramientas más importantes son las que nos ofrecen los propios motores de búsqueda. Tanto la “webmaster tool” de Google como la de Bing nos ofrecen datos interesantes y que tenemos que seguir muy de cerca.

Google Analytics debería ser la herramienta principal para medir nuestros progresos. Es muy potente y utilizada correctamente nos permitirá detectar qué mejoras necesita nuestro sitio.

Después podemos encontrarnos con herramientas que complementan las anteriormente mencionadas y que generalmente se dedican a un área concreta de análisis. Las webs que tienen las herramientas más interesantes son MajesticSeo, Moz, SemRush, etc. Todas disponen de herramientas gratuitas y de pago.

Lo que recomiendo es configurar diferentes “dashboards” en Google Analytics para llevar a cabo diferentes tipos de análisis de tus sitios web. Uno para analizar contenido, otro para el comportamiento del usuario, etc. De esa manera podremos centrarnos en cada área de un simple vistazo.

¿Cómo puedo conseguir un buen puñado de enlaces a mi sitio?

Sin duda es de las preguntas que más te suelen hacer. La verdad es que la gente tiene asociado que a mayor número de enlaces, mejor será tu posición en Google, y eso, es mentira, intervienen más factores en este tema.

Hasta hace unos años esto podría ser cierto, pero hoy en día esto ya no es así. Prima más la calidad (entendida como autoridad) del enlace que la cantidad. De hecho, muchos de los que han tratado de obtener el máximo número de enlaces posibles hacia su web han acabado con penalizaciones por parte del buscador.

Lo mejor que podemos hacer en cuanto a los enlaces se refiere es ir poco a poco. Lo que tenemos que buscar es tratar de conseguir enlaces con empresas que trabajemos y nos pongan en su web como colaboradores, lo siguiente será crear nuestros perfiles sociales (los cuales tendrán un enlace a nuestro sitio). Y después, toca esperar a que lleguen. Puede sonar raro pero no, la mejor manera de conseguir enlaces sin correr el riesgo de caer en una penalización es creando contenido atractivo para los usuarios. Cualquier manera artificial de crear enlaces tarde o temprano acabará siendo penalizada (hay que recordar que los algoritmos trabajan para detectar estas prácticas).

Si nuestra web simplemente es una página corporativa sin más, entonces tendremos que crear un blog en el cual ofreceremos contenido. Hay técnicas como el “link baiting” que nos permitirán conseguir enlaces entrantes a nuestro sitio.

Además, si el contenido es bueno, los usuarios lo compartirán en las redes sociales, con lo cual estaremos multiplicando la entrada de enlaces hacia nuestro sitio.

Evita cualquier tipo de práctica que no sea natural si no quieres ver como de un día para otro el tráfico de tu web se desploma sin causa aparente.

¿Cuánto tiempo tardaré en estar en el primer puesto de Google?

Esta es la típica pregunta, a la gente le interesa estar de primera ¿y a quién no? La diferencia de estar primero a estar quinto puede ser abismal y la diferencia aumenta cada vez que descendemos un puesto.

Lo que hay que decir ante esta pregunta es que hay que ir paso a paso. Es decir, antes de entrar primero hay que estar segundo, y antes de segundo tendremos que estar terceros, etc. Quien te garantice un primer puesto en Google a las primeras de cambio es un irresponsable y alguien que no sabe cómo funciona esto.

Lo primero es estudiar la situación de partida y ver en donde estamos. A partir de aquí desarrollaremos la estrategia a seguir y analizaremos si es posible superar a la competencia. Hay casos en que desgraciadamente es prácticamente imposible alcanzar ni tan siquiera la primera página, al menos en el corto plazo, ya que la competencia es feroz. Esto es así y hay que saberlo de antemano sin engañar a nadie.

Sin embargo, no es fundamental salir de primero, es cierto que sería lo óptimo. Pero por ejemplo si tienes un negocio y vendes algo en tu tienda online. Quizás,  antes de optimizar tu sitio para los motores de búsqueda salgas en la página número 20 de Google.

Con la optimización podrás dar un salto y situarte en la página 2 o 3. Con este salto quizás empieces a conseguir ventas procedentes de tráfico orgánico (de búsqueda). La mejora es significativa e importante, pasarás de ser alguien totalmente desconocido a empezar a ser conocido, si tu producto es bueno, el usuario que compró te recomendará a otro y aumentarás tus ventas.

Si le gusta tu producto, lo compartirá en las redes sociales a sus amigos, y poco a poco irás consiguiendo aumentar el flujo de clientes y el flujo de enlaces hacia tu sitio incrementando tus posiciones poco a poco. En algunos casos, en aquellos que no sea un mercado tremendamente competitivo, quizás lleguemos a las primeras posiciones, pero si estás pensando desbancar a un gigante como Amazon a las primeras de cambio, estarías cometiendo una terrible equivocación.