Usar Instagram como repositorio de imágenes para tu empresa

1025

Desde su lanzamiento, Instagram se ha convertido en la red social de fotos por excelencia. Su crecimiento sigue siendo vertiginoso y ya cuenta con más de 150 millones de usuarios activos en todo el mundo. De media, se suben 55 millones de fotos diariamente. Estas cifras son solo un ejemplo de por qué muchas empresas están dando el salto a esta plataforma, y los resultados suelen ser bastante buenos.

Instagram se está convirtiendo en una herramienta importante de interacción con los consumidores. Por medio de esta red social, las empresas pueden crear vínculos estrechos con sus seguidores.

Sin embargo, para algunas compañías, se está convirtiendo en un importante repositorio de fotógrafos creativos. Entonces, ¿por qué no usar estas fotografías para escapar de los típicos catálogos? Podrías usar esta red social como base para promocionar tus productos e incorporarlos a la imagen de tu empresa.

Este tipo de estrategias ya lo están siguiendo algunas marcas. Las empresas proponen a sus seguidores que les manden fotos utilizando sus productos. Normalmente, las compañías llevan a cabo esto a través del uso de hashtags y prometiendo a los usuarios que las mejores fotografías formarán parte de su catálogo o parte de su blog/web, incluso algunas empresas ofrecen promociones a los ganadores.

La empresa de esta manera consigue por un lado tener una colección de imágenes lanzadas desde diversos ángulos, fortalecerá los vínculos con sus actuales seguidores, ganará nuevos adeptos e incrementará sus ventas.

Si eres una pequeña empresa, este tipo de tácticas te permitirá además reducir costes a la hora de crear un catálogo de fotos para tu sitio. Si estás pensando en poner en práctica este tipo de estrategia en Instagram solo tendrás que tener en cuenta lo siguiente:

– Usa hastags para reunir todas las fotografías. El objetivo es que otras personas también puedan encontrarlas fácilmente.

– Puedes integrar este tipo de campañas con otras redes sociales, por ejemplo Facebook. En este caso crea un álbum de fotos específico para cada promoción. De esta forma tus seguidores podrán verlas fácilmente.

– Como cualquier estrategia de crowdsourcing, reconoce el trabajo y el esfuerzo de tus seguidores valorando su talento adecuadamente.

– Busca que tus seguidores sean creativos e innoven en sus fotos.

– Deja claro cómo se seleccionarán las fotos.